Cargando...

Noticias del sector

Inicio / Noticias del sector / Noticia

Unicaja convoca a sindicatos el próximo 22 de septiembre para negociar el ERE

Martes, 14 de septiembre de 2021   La Información   LABORALES

Ya hay nueva fecha en el calendario para negociar el cuarto gran Expediente de Regulación de Empleo (ERE) en el sector bancario de 2021. Unicaja Banco acaba de comunicar a la representación de los trabajadores que se verán las caras por primera vez el próximo miércoles 22 de septiembre a las 12 horas, según fuentes sindicales consultadas por La Información. Algunas formaciones calculan que el ajuste podría contemplar la salida de más de 1.000 trabajadores, aunque la entidad todavía no ha trasladado ninguna cifra oficial de afectación. 

De conformidad con lo establecido en el Convenio Colectivo de Cajas y Entidades Financieras de Ahorro, el banco abrirá un proceso limitado en el tiempo, de al menos quince días de duración, para buscar fórmulas que permitan minimizar el impacto de las medidas sobre la plantilla. Esta fase previa e informal suele ser más bien una primera toma de contacto, puesto que no es habitual encontrar alternativas en ella. Los sindicatos trabajarán por garantizar el máximo empleo posible, que exista voluntariedad en todas las salidas, que se preserven y mejoren las condiciones laborales y que las medidas que se tomen no sean traumáticas. 

Justo antes de verano nació el quinto banco español tras la suma de los activos de Unicaja Banco y Liberbank. El nuevo grupo aglutina unos 9.900 empleados y una red cercana a las 1.600 sucursales. Como en toda consolidación, los principales mandos adelantaron que se realizaría un análisis de las redundancias para mejorar la base de costes y ganar eficiencia.

Los sindicatos llevaban esperando esta convocatoria desde hace semanas y sabían que tarde o temprano llegaría. En cualquier caso, han asegurado que "en Unicaja las prisas no se llevan". Este es uno de los muchos movimientos que se están produciendo en la banca española, empujados por la pandemia del Covid-19, la digitalización y el cambio de modelo, que está espoleando la ejecución de ajustes más rápidos y profundos.

El banco que se ha constituido mantendrá una posición de referencia en seis comunidades autónomas: Andalucía, Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Castilla y León y Extremadura, aunque también estará presente en otros territorios como Madrid, Ceuta y Melilla. Previsiblemente será en estas áreas geográficas donde el proceso de ajuste de plantilla y sucursales sea más profundo. 

La plantilla y la red de oficinas bancarias en España continúa su proceso de reducción. BBVA y CaixaBank empezaron a negociar sus planes de reestructuración a principios de año y ya están comenzando a ejecutarlos. En estos casos, las salidas se fijaron en 2.935 despidos en banco presidido por Carlos Torres y en 6.452 personas en el capitaneado por José Ignacio Goirigolzarri.  Mientras, Banco Sabadell empezará esta misma semana las negociaciones formales de un ERE para el que calcula que le sobran 1.900 empleados.